Hay vida Digital más allá de la muerte?

Pensar en la muerte no es agradable, pero hay que admitirlo: es necesario. ¿Qué pasará con nuestros bienes? ¿Quién se encargará de administrar nuestro patrimonio, de criar a nuestros hijos, de cuidar nuestras mascotas, de resolver asuntos pendientes? Son preguntas más o menos frecuentes que nos formulamos cuando hablamos de la muerte.

Pero, ¿qué pasará con nuestra vida digital? ¿Nos lo hemos planteado? Los perfiles de Google, Facebook, Twitter, Instagram y demás redes sociales quedarán a la deriva a menos que nombremos un heredero digital.

Facebook y sus cuentas conmemorativas

En 2007 Facebook fue la primera plataforma que se planteó el tema del ‘yo digital’ cuando se dio cuenta de que debía tomar medidas frente a las cuentas de usuarios fallecidos. En la pestaña “seguridad” de la configuración del perfil aparece la opción de “contacto de legado”. Allí se le informa a Facebook quién queremos que se encargue de nuestra cuenta cuando se notifique nuestro fallecimiento o si definitivamente, preferimos que nuestra cuenta sea eliminada.

En "seguridad" configuramos los datos del heredero digital
En “seguridad” configuramos los datos del heredero digital

Cuando se le notifica a Facebook que un usuario ha muerto, la compañía transforma la cuenta en “conmemorativa”, a menos que el propio usuario haya activado la opción de “eliminar cuenta al fallecer”.

Las cuentas conmemorativas proporcionan un lugar para que amigos y familiares se reúnan y compartan recuerdos de un ser querido que haya fallecido. Además, una vez que una cuenta se convierte en conmemorativa, nadie puede iniciar sesión en ella, por lo que es más segura.

El caso Google

Google también ha previsto medidas en caso de “cuentas inactivas”. El usuario puede configurar todo lo relacionado con su cuenta (incluidas fotos y documentos) cuando su cuenta permanezca inactiva durante un determinado tiempo.

Es el mismo usuario el que decide a partir de cuánto tiempo se puede considerar “inactiva” su cuenta. Cuando falten algunos días para cumplirse el plazo, Google enviará una alerta antes de proceder a eliminarla o a delegarla a la persona que hayamos designado como administrador.

Panel de configuración de Cuentas Inactivas de Google
Panel de configuración de Cuentas Inactivas de Google

Pero el tema de la vida digital es mucho más amplio: el dinero que tengamos depositado en plataformas de pago online o de apuestas; el derecho a un dominio; la administración de un sitio web o de un blog, y el derecho a que se elimine nuestro perfil de todas las redes sociales en las que hayamos participado, son solo algunas de las cuestiones que siguen quedando al azar.

Ya existen varias plataformas dedicadas a ofrecer servicios de administración de imagen, nombre y bienes digitales tras el fallecimiento porque, como dice la abogada experta en el tema, Cristina Marín:

- En estos dos últimos años hemos progresado, pero aún hay mucho por hacer. El usuario tiene que poder decidir sobre todas sus pertenencias digitales y hasta el momento no es posible sin la ayuda de plataformas que posibiliten al usuario administrar su legado digital -

Cementerios virtuales?

Actualmente existen algunos cementerios virtuales, creados especialmente para mascotas. Igualmente no hemos detectado ninguno que logre cumplir con las expectativas de sus clientes… las problemáticas? Mal diseño, falta de publicidad, atrevimiento… La vida digital está tomando más fuerza cada día, un ecosistema que las personas usan a diario… así que por qué no? Poder recordar seres queridos a través de una plataforma virtual, algo innovador y realista.