Qué es el Stop Hate for Profit

Stop Hate for Profit

Coca-Cola, Unilever y Verizon se han unido al boicot de Facebook, Instagram, YouTube, Twitter y otras redes sociales acusados ​​de no hacer lo suficiente para combatir la presencia de odio y contenido racista en sus plataformas.

Cada vez son más las empresas que se suman a la campaña, cómo? Deteniendo todos las inversiones en anuncios publicitarios digitales durante al menos un mes, a partir del 1 de julio.

Las redes sociales han permitido que el odio y el extremismo se propaguen más rápido como nunca antes había sucedido, lo que causa un daño a las personas afectadas.

Todos los días, las empresas reciben quejas de numerosos ejemplos de odio y desinformación en los productos de Facebook, que están financiados por anuncios publicitarios.

Puedes visitar este enlace para conocer más sobre la campaña #StopHateforProfit.